José Sarmiento Bravo, Director General in Memoriam

Se jubila Frida, la heroína de cuatro patas en el 19S

Con su gran labor, Frida se ha ganado el respeto, admiración y cariño de todos los mexicanos

Manrique Gandaria  / El Sol De Mexico

Seguramente todos recordaremos a Frida, aquella heroína de cuatro patas, que rescató varias vidas durante los sismos en la Ciudad de México, en septiembre del 2017, es por eso que su gran labor ha sido reconocida en todo el país y hoy, en el marco del Día Internacional del Rescatista, la perrita nos dice adiós.

La Secretaría de Marina Armada de México (Semar) aprovechó este día para llevar a cabo una ceremonia de despedida a Frida, a quien, tras nueve años de trabajo, por fin le llegó la hora de su jubilación.

A Frida se le entregó un juguete, el cual simboliza el comienzo de su nueva vida, además de una constancia donde le ceden la custodia permanente del canino al Subgrupo de Control Canino de la Sección Tercera del Estado Mayor General de la Armada de México.

A la vez de destacar que la rescatista canina realizó trabajos de salvamento en zonas de desastre, quien con su simpatía se ganó el corazón de los mexicanos y hoy se reconoció el desempeñó realizado en la Semar

¡Frida al rescate!

Frida nació el 12 de abril del 2009, es de raza labrador y de un color dorado, se desempeñó en las labores de búsqueda y rescate de personas dentro de la Unidad Canina y la de Búsqueda y Rescate Urbano de la Secretaría de Marina.

En sus años de servicio participó en sucesos entre los que destacan: el terremoto de Haití en el 2010, la explosión de la Torre de Pemex en el 2013, el terremoto de Guaranda, Ecuador, en el año 2016 y los sismos de Oaxaca y la Ciudad de México del 2017, localizando a un total de 12 personas con vida.

Después de cumplir diez años, dos meses y 12 días en el servicio activo de la Armada de México, y sin duda alguna, Frida se ha ganado el respeto, admiración y cariño en los momentos más difíciles, en los cuales el personal naval y los mexicanos se unieron para fortalecer los grandes valores que distinguen a los mismos: honor, deber, lealtad, patriotismo.

Frida o Marina-san (como es conocida en Japón) en su curriculum, tiene 53 rescates, 12 de ellos de personas con vida

Frida por aquí, Frida por allá…

Luego de su trabajo en la Ciudad de México tras el terremoto del 19 de septiembre de 2017, todo el país se rindió a la nobleza de la Frida, convirtiéndola en algo más que un símbolo de los rescatistas.

La “Fridamanía” contagió a toda la República, se podía ver su imagen en todos lados: juguetes, playeras, stickers, tazas, e incluso fue inmortalizada en un mural por una artista de origen estadounidense, en la pared de un restaurante de la Ciudad de México.}

Pero la fama de la rescatista canina no se quedó ahí, ya que miles de usuarios de redes sociales se unieron para donar llaves, con las que se realizó una escultura en su honor.

También, en diversos eventos políticos y deportivos, Frida, junto con su emblemático equipo, fue reconocida. Como en aquel partido de la Selección Mexicana de futbol, donde se realizó un emotivo homenaje, recordando a las víctimas del 19S y agradeciendo la labor de todos los rescatistas.

Sin duda, esta heroína de cuatro patas es uno de los elementos más destacados de toda la Semar en los últimos tiempos, así como también, es considerada un símbolo de esperanza, dedicación, con la noble convicción de ayudar y servir a los demás.

Es por eso y más que le decimos, adiós Frida, gracias por todo…