José Sarmiento Bravo, Director General in Memoriam

Mircea Cărtărescu y el arte de la lentitud

EFE

CARTAGENA DE INDIAS.

 Considerado por la crítica como el prodigio de las letras rumanas, Mircea Cărtărescu confesó ayer que escribe lento porque la prosa es el “arte de la lentitud, es como el arte de hacer el amor”.

Se ama lento para amar bien, se ama lento para disfrutar el amor, se ama lento para extraer hasta la última gota del elíxir del amor”, afirmó el rumano en una charla con el escritor español Xavi Ayén, en la XIV edición del Hay Festival de Cartagena.

Cărtărescu, ganador del Premio Formentor de las Letras 2018, aseguró que escribe a mano, jamás usa computadora y que lo hace lentamente y en paz, porque nunca tiene un plan ni sabe cuál es el contenido del libro que redacta.

De alguna forma el libro se hace a sí mismo”, declaró con la certeza de que la literatura es como la religión, “se trata de tener fe”. Y agregó: “Un día siento que los dedos me están temblando o rascando y empiezo a escribir, algunas veces escribo 30 hojas, otras cien 100, otras veces mil, nunca sé qué tan largo será el libro”.

El autor de la exitosa novela Solenoide (Impedimenta, 2015) dice que sus libros los termina cuando siente que deben terminar, “es como cuando voy caminando por un río congelado y de repente escucho crujir del hielo quebrándose bajo sus pies; ahí debo terminar el libro”.

Jamás edito, mis libros quedan tal cual los escribo la primera vez. Si miras mis manuscritos verás que están limpios, habrá dos o tres palabras que cambié pero no más”, reveló.

En ese sentido explicó que no le gusta borrar palabras porque “se ve feo”.

 

RELACIONADO
Comentarios