José Sarmiento Bravo, Director General in Memoriam

Dejan sin apoyo a 310 festivales culturales

De las iniciativas que se postularon a la convocatoria Profest, sólo 89 de ellas serán beneficiadas con el respaldo del recurso federal

De 399 proyectos inscritos al Programa de Apoyo a Festivales Culturales y Artísticos (Profest), se seleccionaron 89, lista que se dio a conocer ayer, donde quedaron fuera del presupuesto histórico de 110 millones de pesos, 310 eventos, que no cumplieron con los requerimientos para obtener esta partida.

“Se hizo un mecanismo de selección muy riguroso y en efecto, los festivales que fueron acreedores a los recursos, en primer lugar, entregaron toda su documentación completa, acataron todos los requisitos para estar en alguna de las tres distintas categorías del Profest, al mismo tiempo se pasó por un comité dictaminador, en los que estuvieron los coordinadores generales de los Fondos Regionales para la Cultura y las Artes (FORCA) , la observación del órgano de Control Interno y por la Cámara de Diputados, que sesionó el lunes pasado por 14 horas”.

Pablo Raphael de la Madrid, director general de Promoción y Festivales Culturales de la Secretaría de Cultura, quien presidió la Comisión de Dictaminación para el Profest, informó lo anterior a Organización Editorial Mexicana (OEM). Dio los detalles sobre este fondo destinado a los eventos masivos que promueven la cinematografía, literatura, gastronomía, artes visuales y artes escénicas.

Se trata de la novena edición de este apoyo en el cual se establecieron criterios de selección en correspondencia con la política cultural que se dividieron en tres bloques: impacto en audiencias, artistas y comunidades; inclusión y equidad, profesionalismo y viabilidad financiera, con un presupuesto diez millones de pesos. Dijo que entre el 2011 y 2018 se dispuso de 25 millones de pesos en promedio cada año y este 2019 se apoyarán 89 festivales, anteriormente eran 56 por año los beneficiados.

Raphael manifestó que en la sesión con la cámara baja se presentaron agrupados en bloques “los proyectos que se podían considerar con observaciones y los que quedarían completamente descartados por no cumplir con alguno de los requisitos solicitados. Después de un proceso y una selección donde estuvimos analizando proyecto por proyecto, viendo su viabilidad, y en ese sentido, la oportunidad de lo que estas iniciativas representan para promover el desarrollo cultural del país”.

Agregó que no obstante que “entendemos que los recursos son escasos”, el funcionario reconoció que el presupuesto histórico al Profest, pudo ser posible por el aumento presupuestal del PREF (Presupuesto de Egresos de la Federación) a la cultura el año pasado, una vez que se quitaron los recursos de los antiguos etiquetados de la Cámara de Diputados.

Sobre las cantidades asignadas a cada festival, Pablo Raphael expresó que fueron de acuerdo a la experiencia de los festivales, los que tenían tres ediciones o más, como La Guelaguetza, a la que se le destinaron más de cinco millones de pesos y en el caso del Festival Internacional de Cine de Morelia, no fue beneficiado por el Profest “no porque no cumpliera con los requisitos, sino porque había un adeudo por parte del gobierno del estado, pero se llegó a un acuerdo de que se hiciera una petición y buscar alternativas para apoyar al festival, también en esas circunstancias quedaron el festival de la Ceiba y el de Matatena”.