José Sarmiento Bravo, Director General in Memoriam

Coyotes intentan ofertar bajos precios por tonelada de frijol

Los Mochis, Sinaloa.- Al  advertir que algunos compradores están intentando bajar los precios del frijol y hacer liquidaciones sobre 25 mil pesos la tonelada, el subsecretario de organización de la Liga de Comunidades Agrarias de Sinaloa realizó un llamado a los productores a no malbaratar el producto.

Gilberto Irazoqui Galaviz indicó que el proceso de recolección del grano ya se puso en marcha en las diferentes zonas de producción y poco a poco se irá extendiendo hasta alcanzar una mayor importancia, pero que no habrá ninguna dificultad para colocar en buenas condiciones de precio el producto dado que no hay inventarios del grano a nivel nacional.

Dijo que hay realmente condiciones para colocar en buenas condiciones el grano, ya que la producción que se obtendrá en la entidad, la cual de por sí ya era baja porque la baja superficie establecida, la cual se estima no rebasó las 60 mil hectáreas, será menor a la esperada porque se están presentando problemas de bajos rendimientos en los primeros lotes trillados como consecuencia del impacto negativo causado por la persistencia de la humedad que trajeron las lluvias que se presentaron en el valle en esta época del año.

Precios del grano en los supermercados

Como reflejo de la situación que prevalece con el frijol a nivel nacional, el dirigente mencionó que en algunos supermercados de la entidad ya se ha detectado que el frijol azufrado producido en Sinaloa se esta expendiendo a los consumidores a precios cercanos a los 50 pesos el kilo.

Dijo que si esto se le está cobrando a los consumidores, no ve por qué no el frijol que se está cosechando en estos momentos no pueda comercializarse sobre la base de los 30 mil pesos la tonelada.

Hizo un llamado a los productores a que no se desesperen si los compradores les intentan recibir el producto a bajos precios, ya que verdaderamente hay condiciones para vender el grano a buenos precios, por lo que posición para no malbaratar la producción debe mantenerse.

POR  JAVIER VEGA