ParandOreja.com
enero 11, 2018

Réstale años a tu cuello con los últimos productos

¿Eres de las que piensan que los cuidados del rostro terminan en la barbilla y te olvidas siempre del cuello? Pues estás cometiendo un error, su piel es muy fina y envejece antes.

El cuello, esa parte de la piel que está en continuo movimiento, estirándose y replegándose una y mil veces al día y que pasa arrugada muchas horas de sueño, es la gran olvidada de los tratamientos rutinarios.

Esto supone un gran error, puesto que su estructura epidérmica, al igual que la del escote, es mucho más fina y frágil que la del rostro, ya que posee un soporte de grasa considerablemente menor. Esto da lugar a que su piel sea mucho más vulnerable ante los daños provocados por el sol y el entorno, así como a una mayor visibilidad de los signos del envejecimiento, como pérdida de elasticidad y de firmeza, y, además sufra de decoloración visible, a causa del daño solar.

Por otra parte, a diferencia de los músculos de la cara, los que soportan el cuello son menos fuertes; esta debilidad hace que la piel del cuello sea más vulnerable a la gravedad con la edad, y por eso se arruga más que la cara. Es bastante habitual comprobar cómo son muchas las mujeres que presentan un aire juvenil en el rostro, mientras que, de barbilla para abajo, cunden las arrugas, el descolgamiento es obvio y la piel no presenta un aspecto uniforme.

Y el caso es que no es tan difícil prevenir que el cuello envejezca aceleradamente, la esteticista y directora de su propio centro en Oviedo, Marta García, nos da una serie de consejos muy sencillos y eficaces para que tú misma puedas aplicarle todos los cuidados que necesita:

Higiene. Limpiarlo en profundidad cada día al igual que el rostro, sin olvidar la zona de la nuca, que es la base que sustenta su firmeza.
Exfoliación. Hacerlo semanalmente con productos enzimaticos, mejor que los peelings mecánicos. También podemos usar una mascarilla específica, aplicada después de la exfoliación.
Masaje. Muy importante porque el cuello sufre las tensiones de la jornada por culpa de las malas posturas, las horas frente al ordenador, los malos gestos, etc. La mejor pauta sería estirando las fascias de toda la zona del escote y cuello para evitar las consecuencias de estas tensiones. Es aconsejable este masaje suave durante 5 ó 10 minutos al día y el día de la aplicación del exfoliante y de la mascarilla al menos 15 minutos.
Cómo hacerte un masaje en el cuello para prevenir las arrugas
Masajea el cuello usando toda la palma de la mano, insistiendo bastante en la zona de debajo de la barbilla, donde suele aparecer la papada, para activar bien la circulación y eliminar las toxinas; siempre del centro a los laterales.

Para evitar la mala oxigenación de la zona de cuello y escote (el oxígeno es necesario para la activación del colágeno y como anti-aging) es importante que no haya tensión mandibular. Para remediarlo es bueno que por la noche dediques unos minutos a relajar bien esta parte del cuerpo antes de acostarte. Deberías conseguir quedarte dormida con la mandíbula totalmente relajada y la boca entreabierta (como duermen los bebes).

Gimnasia para el cuello
Algunos gestos faciales son perfectos para mantener en forma la zona de cuello y escote. “La X, la O y hacer la sonrisa forzada”, son tres clásicos para reforzar los músculos del cuello. Pronunciar una X exagerando el movimiento de la boca hasta que se note cómo se tensa el cuello. De igual modo, repite con la O y una sonrisa forzada. Hacer diariamente en bloques de 10 repeticiones y 2 de descanso hasta completar las 50. Además es una buena rutina para liberar estrés.

Para su limpieza y exfoliación, puedes utilizar los mismos productos que te aplicas en el rostro; sin embargo, como tratamiento anti-edad es altamente recomendable aplicarle cremas y sérums formulados con ingredientes específicos que solucionen todos los problemas que atañen en tan delicada zona.

Aquí tienes nuestra propuesta de 12 tratamientos altamente hidratantes y reafirmantes, pensados solo para atender las necesidades cosméticas de tu cuello, y que impedirán la piel flácida y laxa, finas líneas y arrugas, o manchas. Recuerda, si no le cuidas como debes, tu cuello te echará años encima.

RELACIONADO

COMENTARIOS

Deja un comentario

Diario Parando Oreja, Periodismo Crítico y Tribuna de la Zona Centro-Norte de Veracruz
Av. López Mateos No. 39, Col. Ejidal, Martínez de la Torre, Ver.
[email protected]
Tel. 01 (232) 324 41 17